Sala Malandar de Sevilla

Sevilla autoriza que las salas de concierto con licencia de ocio nocturno desarrollen su actividad como auditorios

El Ayuntamiento de Sevilla ha aprobado un procedimiento exprés para que las salas de conciertos de la ciudad, que por licencia forman parte de los establecimientos de ocio nocturno cerrados por orden autonómica, puedan desarrollar su actividad de forma provisional como auditorios o teatros. Estos espacios deberán seguir todas las medidas de seguridad y prevención de contagios de COVID-19.

Esta iniciativa, planteada como una medida de apoyo al sector, se había evaluado previamente con las salas de conciertos afectadas. De esta manera, cambiaría su funcionamiento de manera provisional y será obligatorio que todas las localidades sean sentadas, que haya separación de espacios, que se cumplan las limitaciones de aforo y que los horarios se ajusten a las restricciones que establezca la Junta de Andalucía.

Para acceder a esta medida, se debe tramitar una declaración responsable y si se garantiza el cumplimiento de los requisitos, se ejercerá la nueva actividad de forma provisional con independencia de que cuando haya un cambio en la situación sanitaria puedan volver a ejercer como salas de conciertos como hasta ahora.