“La vida y la cultura no tienen por qué ser excluyentes”, asevera Ismael Serrano ante una dicotomía que se planteó con la pandemia y que dejó desguarecidos a sectores como la música en vivo. Con nuevo disco en el mercado, Seremos, el madrileño anticipa a Apmusicales detalles de la gira en la que lo presentará.

PREGUNTA: Hace 20 años te presentaba como el futuro de la canción de autor, ahora como el referente para otros. ¿Te ves en esa posición?
ISMAEL SERRANO: Padezco el síndrome del impostor. Aún tengo esa sensación de que se equivocan conmigo cuando me hacen tal reconocimiento. Tiene que ver con inseguridades que tendría que ver con un terapeuta y quizás por esa inseguridad escribo canciones. Pero dicho esto, me llena de gratitud que gente a la que respeto, admiro y quiero digan eso.

PREGUNTA: Has titulado No soy uno de tus nuevos temas. ¿Te es más fácil definirte por lo que no eres?
ISMAEL SERRANO: Siempre he tenido más claro lo que no soy. Pasa sobre todo al principio, que tienes muy claro lo que no quieres. Uno es solemne, con esa carga de rotundidad, que es muchas veces un mecanismo de defensa, y no quieres hacer concesiones, pero todo te parecen concesiones.

PREGUNTA: Has hecho un disco caro en tiempos precarios para la música, ¿cómo es eso?
ISMAEL SERRANO: Estoy mal de la cabeza, porque ante la adversidad me echo para adelante. Me pasó en 2008 cuando vino la crisis, que era muy difícil que salieran los números en términos generales y la venta de entradas cayó mucho. Además se nos subió el IVA. A pesar de ello decidí hacer una gira con banda y proyecciones, porque era el momento. Lo natural habría sido que saliera ahora con una guitarra, pero eso podía hacerlo en cualquier momento.

“Lo natural habría sido que saliera ahora con una guitarra, pero eso podía hacerlo en cualquier momento”

PREGUNTA: ¿Qué opinas de la gestión del Ministerio de Cultura en esta crisis?
ISMAEL SERRANO: No se ha hecho lo que se debía. La entrada ya fue terrible cuando el ministro planteó una dicotomía falsa: la cultura o la vida.

PREGUNTA: ¿Estás de acuerdo con esa afirmación?
ISMAEL SERRANO: No, la vida y la cultura no tienen por qué ser excluyentes.

PREGUNTA: ¿Te parece que las administraciones públicas han estado a la altura?
ISMAEL SERRANO: No han estado a la altura ni el ministerio ni ninguna de las administraciones. Porque la cultura es lo último en lo que se repara y se ha quedado mucha gente en el camino. Los que damos la cara, que somos en realidad unos privilegiados, podemos capear el temporal. Pero cuando decimos que nuestro sector corre peligro, lo decimos por técnicos, transportistas, productores…

PREGUNTA: ¿Qué plantearías tú para paliar su situación?
ISMAEL SERRANO: Toda esa gente se ha visto olvidada y cuando eso se desteje, volver a recomponer ese tejido industrial es muy difícil. Solo se puede hacer con ayudas. Hay quien dice: ‘Hay cosas más importantes’, pero habrá que dar también respuesta a estas familias y a empresas que están desapareciendo. No hay más que ver cómo la cultura ha servido para crear espacios de encuentro cuando más lo necesitábamos.

“No han estado a la altura ni el ministerio ni ninguna de las administraciones”

PREGUNTA: Hablando de eso, ¿cómo llevas los conciertos en ‘streaming’?
ISMAEL SERRANO:
Son diferentes. No tienes al público en frente, ni su aplauso, ni su mirada ni su sonrisa, pero aún sí, quizás por una fantasía mía, se percibe una emoción. En los que hicimos durante el confinamiento notaba una necesidad urgente de conectar. Por eso creo que vamos a cambiar a mejor tras la pandemia, por esa necesidad de establecer vínculos va a estar.

PREGUNTA: ¿Entonces estás a favor de este tipo de formato?
ISMAEL SERRANO:
Hemos descubierto que teníamos vecinos en este tiempo. Esa sensación de comunidad está y los conciertos online lo ponían en evidencia. Además te permite que esa comunidad se amplíe más allá de tu entorno, de Madrid en este caso, y yo echo mucho de menos Latinoamérica.

PREGUNTA: ¿Cómo va la preparación de la gira?
ISMAEL SERRANO: Estamos planeándolo y tenemos fechas, pero me piden que sea prudente porque pueden cambiar los aforos y las cosas en virtud de la velocidad de vacunación y demás. Eso puede cambiar nuestra percepción de la situación y los criterios sanitarios en cuanto a restricciones.

PREGUNTA: ¿Y no puedes anticipar nada?
ISMAEL SERRANO: Empezaremos en Barcelona a finales de junio e iremos a Madrid estemos a los pocos días, con algunos conciertos más en verano. En octubre ya habrá fechas en teatros.

“Los conciertos ‘online’ permiten que tu comunidad se amplíe más allá de tu entorno”

PREGUNTA: Los teatros se han convertido en el cobijo de los músicos durante la pandemia…
ISMAEL SERRANO: Hay un problema ahí añadido, porque los teatros tienen que incorporar a sus agendas todas las cosas que se habían suspendido, así que estamos todos los artistas en la casilla de salida esperando para poder empezar, tratando de encontrar nuestro hueco.

PREGUNTA: ¿A los músicos debemos dejar de preguntaros por las vacunas, de la misma manera que a un médico no le preguntaríamos por sus gustos musicales?
ISMAEL SERRANO: Yo no quiero que me dejen de preguntar por las vacunas porque creo que hay que vacunarse, no solo por la pandemia. A mí personalmente me ha tocado vivir de cerca que hay mucha gente a la que, por una cuestión de terapias que te rebajan la inmunidad, las vacunas no les funcionan, solo la inmunidad de rebaño, por eso cuando no te vacunas creas una brecha y expones a gente que se vacunaría y que no puede hacerlo.

Ismael Serrano participará el 30 de junio en el festival Cruilla XXS, en el EStadi Olímpic de Barcelona, y el 2 de julio en Noches del Botánico, en Madrid.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.