Al habla con… Chambao: «Mi nuevo directo va a sonar cañero»

Chambao, con La Mari al frente, publica por fin un nuevo álbum de estudio, el primero desde el disco homónimo lanzado en 2012. Lo hace con el aval como coproductor de uno de los músicos más premiados de la música latina, Eduardo Cabra, de Calle 13, además de un sinfín de colaboraciones como las de Alain Pérez o El Kanka para fabricar «el disco más libre» de la historia de la banda.

PREGUNTA: El nuevo disco se titula Nuevo ciclo, así, sin ambages. ¿En qué aspectos lo sientes tú como un nuevo ciclo?
RESPUESTA: Es un nuevo ciclo en lo musical. Chambao dejó hace tiempo de hacer flamenco chill.

P: ¿Es más un cambio musical que de temáticas?
R: Sí. Algunas canciones cuentan viajes. Desde 2013 he realizado varias visitas a Picos de Europa y A veces recoge el sentimiento de estar allí, como Imagina, que recoge el sentimiento de andar por Cabo Polonio (Uruguay) y de mezclarse con su gente. Otras canciones como Salir al sol hablan de reivindicar que las personas nos respetemos.

P: ¿Sientes que has encontrado un nuevo espacio musical en el que quedarte durante algún tiempo o más bien una actitud nueva de exploración?
R: Más bien lo segundo. No he descubierto la pólvora: este es un disco acústico, tocado orgánicamente por cada músico, porque no considero que los músicos nos tengamos que adecuar a una claqueta. Lo que debe primar es el directo, es decir, como se toca en el escenario. En ese sentido, este disco trata de dejar de seguir la corriente.

P: ¿De eso va el primer sencillo, Camino libre?
R: Es una especia de protesta sutil hacia mi propia vida. No me quiero sentir una borrega en cuanto ciudadana, que me dicten lo que tengo que votar o sentir. Por eso este el disco más libre de Chambao.

P: Igual por eso la percusión cobra más importancia…
R: Sí, tienen un montón de peso la percusión y en la batería. La melodía ya la aporto yo con la voz y quería un disco más marcado, que luego pudiera defender en directo.

P: ¿Qué es lo mejor que te ha dado Eduardo Cabra?
R: Yo le iba diciendo qué buscaba en cada canción y él aportaba su originalidad. Desde que nos conocimos, sentimos una conexión total, con acuerdo en un montón de historias. Yo no dejaba de decirle: «¡Qué bien que te he elegido!».

P: ¿Qué te parece actuar en festivales?
R: Acudo a un montón de festivales. Me gustan todos los formatos, porque creo que en la variedad está la riqueza de pasármelo bien. Son muy rápidos, con un montón de bandas. Recuerdo que en 2004 se hicieron cuatro festivales con el nombre Mestizos, en el que participamos con Delinqüentes, El Bicho, Ojos de Brujo y Muchachito. También estaba Mojo Project (antigua banda de Ale Acosta, de Fuel Fandango) y así surgió con ellos una primera colaboración. Como también surgió luego la primera colaboración con Miguel, de El Bicho.

P: De hecho, a finales de mes serás una de las artistas del festival Viña Rock, ¿qué podremos ver?
R: He cambiado de banda, porque por un lado necesitaba cambiar el concepto y luego, a nivel personal, cada uno tenía sus proyectos. Ahora están Carlos Carmona, de los Habichuela, en las guitarras, y Jorge Cid en la batería, junto con Juanito Heredia en percusión. Al bajo estará Irvin Méndez, un venezolano afincado en Madrid y también vendrá Miguel Paredes, al que yo llamo el músico multiuso en broma.

P: ¿Y cómo va a sonar?
R: Va a sonar cañero. Este es un disco muy bailable, con el que buscaba divertirme. La música te tiene que pegar.

Chambao actuará en el Viña Rock de Villarobledo (Albacete) el 30 de abril, el 11 de junio en Fuengirola (Málaga), el 3 de julio en Cabo de Plata, en la localidad gaditana de Zahara de los Atunes, y ya el 8 de julio en el Cruïlla Festival de Barcelona.