Universal

Al habla con… Bustamante: «El bolero es el género que más me apasiona»

David Bustamante retorna al mercado discográfico con una declaración de amor a México, recorriendo algunos de los temas más emblemáticos del cancionero de ese país y tomándole el relevo, nada menos, que a grandes artistas como José Alfredo Jiménez, Lila Downs o Luis Miguel. En breve, además, iniciará una gran gira que, como el álbum mismo, supondrá su reencuentro con Latinoamérica.

PREGUNTA: ¿Es complicado para un español acceder al mercado mexicano?
RESPUESTA: Cualquier mercado es difícil. Solo hay que pensar en ser tú mismo y en que en el destino está que la gente te abrace. Mantenerse durante años en la música es muy difícil, porque siempre surgen nuevas propuestas, pero yo pienso que nadie le quita público a nadie. Si haces buenos discos y cuidas al público, este responde.

P: ¿Qué te ha llevado en esta ocasión a hacer este álbum?
R: El bolero es quizás el género que más me apasiona. He crecido con esas canciones y me parece muy bonito recuperarlas yendo a la raíz de las mismas, intentando reconocer lo que pretendían sus autores cuando las compusieron.

P: ¿Por qué escogiste precisamente el título de ese tema, Amor de los dos, para titularlo?
R: No quería caer en el topicazo de llamarlo Para México. Es un disco que impregna a todo el mundo y habla de mi amor tanto por América como por España.

P: Además te ha permitido grabar con Alejandro Fernández…
R:
Es un amigo íntimo, un hermano. La música me ha dado grandísimos amigos, pero algunos como él formaban parte de la idolatría, porque lo admiraba desde joven y, ahora que lo conozco, lo admiro más si cabe.

P: Siendo una pasión que viene de lejos, ¿por qué has tardado tanto en hacerla realidad?
R: Las cosas bien hechas bien parecen y este disco requería su tiempo, por ejemplo para contar en la producción con Jorge Avendaño, con el que he grabado en su estudio de Los Angeles.

BUSTAMANTE: «OJALÁ SE HAGA UN CONCIERTO (DE HOMENAJE AL PRIMER OPERACIÓN TRIUNFO). CONMIGO PUEDEN CONTAR»

P: ¿Cómo describirías el resultado de tu trabajo?
R: Creo que tiene un sonido actual con la esencia lo de clásico. Las he cantado de la manera más íntima posible, con una media voz continua durante todo el disco, muy desde adentro, como susurrando. Mi idea era estar cantando a una mujer al oído. Tiene que haber piel y eso requería hacerlas lo más sutilmente que pudiera. Ya se sabe que yo soy muy temperamental, así que he tenido que amarrar los caballos.

P: Desde joven, de hecho, se te ha identificado más con un tipo de artista más clásico…
R: Es con lo que más me identifico, verme plantado en un escenario, respirando, sintiendo y cantando verdaderas canciones de amor.

P: ¿Será así esta nueva gira de presentación?
R: En los conciertos me gusta hacer una mezcla perfecta entre los temas más movidos y los íntimos. Para mí estos son los más mágicos y puros. A veces las cosas se visten demasiado y poder desnudarlo todo, volviendo a la esencia de la respiración y de una gran letra, es donde más emoción encuentro.

P: ¿Cómo planteas la gira?
R: Habrá sorpresas, sobre todo en conciertos importantes como el que tengo en el Barclaycard Center de Madrid, que será un fiesta total a la que vendrán amigos.

P: ¿Un proyecto tan intenso como este te permitiría participar en la tan cacareada reunión de los concursantes de la primera edición de Operación Triunfo?
R: Me encantaría que esos proyectos se hicieran realidad. Es muy difícil que nos juntemos los 16. En realidad ya lo hacemos, porque cada dos años organizamos una barbacoa por nuestra cuenta. Ahora es muy especial, están nuestros hijos, que hablan entre ellos. Ojalá se haga un concierto, porque fue algo histórico que forma parte de la música de este país y creo que a la gente le apetecería. Yo estoy dispuesto. Conmigo pueden contar.